SE VINO EL ESCRACHE A GRINDETTI PIDIENDO UN 60 POR CIENTO DE AUMENTO

Claramente se trata de un nuevo episodio del «culebrón» que venimos siguiendo hace semanas. Esta mañana Lanús amaneció repleta de pasacalles donde se le solicita al intendente un 60% de aumento para los trabajadores municipales.

Como ya se lo había adelantado desde nuestro medio, no por ser clarividentes sinó por el hecho de escuchar los reclamos de los trabajadores, cosa que se ve que los funcionarios no hacen, aquella foto de Grindetti junto a Chazarreta anunciando una reapertura de paritarias no alcanzaba. Y no alcanzaba debido a que el anterior acuerdo escalonado surgió de un decreto apoyado por este sindicato, y con un «ni» de Pedelhez, y sin la participación del ATE Lanús.

Nos informan también que muchos pasacalles ya fueron quitados por la «Brigada Cola» de Karate Kid, quizá para lo único que es efectiva, teniendo en cuenta que si vemos los noticieros del mediodía observamos como los vecinos son asaltados, baleados, heridos, y si tienen suerte sobreviven, y los podemos ver gracias a la cámaras de seguridad, y rara vez consiguen respuesta del municipio al respecto. Lo asombroso es como hace añares estos mismos empleados, junto a punteros políticos, y vecinos colocaban pasacalles agradeciéndole al intentende de turno.

Hoy lamentablemente vemos un municipio con funcionarios que viven en otro planeta, mientras sus empleados intentan sobrevivir con apenas cincuenta mil pesos mensuales, siempre y cuando no falle -otra vez- el sistema biométrico.